viernes, 19 de abril de 2013


Rechazo a la campaña de desprestigio en contra de Norma Ledezma y Justicia Para Nuestras Hijas

                                                  comunicado conjunto                                                                                   
                                             OSCs rechazan campaña de desprestigio en contra de Norma Ledezma y Justicia Para Nuestras Hijas  Comisión Mexicana de Defensa y Pr                                                          

OSCs rechazan campaña de desprestigio en contra de Norma Ledezma y Justicia Para Nuestras Hijas

Las organizaciones de la sociedad civil abajo firmantes expresamos nuestra más profunda preocupación por la campaña de desprestigio que busca cuestionar el compromiso y la calidad ética de Norma Ledezma en su labor como defensora de derechos humanos así como el trabajo de la organización “Justicia Para Nuestras Hijas”.
Asimismo, nos preocupa que estos nuevos ataques se realicen precisamente cuando se retomaron  en Ciudad Juárez las investigaciones de rastreos y cateos respecto a las desapariciones de mujeres.Tras el feminicidio de su hija Paloma Angélica Escobar Ledezma, la señora Norma Ledezma se ha convertido en una figura central de la defensa de los derechos de las niñas y las mujeres en Chihuahua y en México. El caso de Paloma fue presentado ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), esta instancia que estableció que México era responsable por diversas violaciones a los derechos humanos y, en consecuencia, emitió diversas recomendaciones para el Estado Mexicano con el fin de que se avance en el respeto de los derechos humanos de las mujeres en México y se garantice que actos como los denunciados no se repitan.Mediante su trabajo, Norma Ledezma ha incidido ante las autoridades para que investiguen los feminicidios y desapariciones en Chihuahua, lo cual no solo ha permitido visibilizar las graves fallas que existieron en el caso de Paloma, sino también realizar cambios mayores en la lucha contra las desapariciones de mujeres, la exigencia de la debida diligencia en las investigaciones, la generación de protocolos de actuación, el fortalecimiento de las instituciones y el combate a la impunidad en México.Sin embargo, la lucha de Norma Ledezma ha traído graves consecuencias a su vida, incluyendo amenazas y hostigamiento constantes a su persona, que buscan atacar su credibilidad y el trabajo que realiza. Cabe recordar que el 13 de junio de 2008 la CIDH otorgó las medidas cautelares #147/08 a múltiples defensoras, entre ellas a Norma Ledezma. Ante el incumplimiento de las autoridades en su obligación de investigar, sancionar y reparar debidamente los feminicidios, tanto Norma como otras madres de víctimas de estos delitos se han visto en la necesidad de realizar las investigaciones por su cuenta, lo cual las ha colocado en una situación de mayor riesgo. Además, las autoridades han incumplido con su obligación de proveer las medidas adecuadas para proteger a las madres de víctimas de violencia en su búsqueda y exigencia de justicia.Las organizaciones abajo firmantes exhortamos a las autoridades a garantizar tanto la integridad de Norma Ledezma como las condiciones que sean necesarias para que continúe desarrollando, sin temor a represalias, su labor de defensa de los derechos humanos. Asimismo, solicitamos que se realice una investigación adecuada y efectiva de todos los feminicidios y desapariciones en Chihuahua. Por último, reiteramos nuestro reconocimiento, respaldo y respeto para Norma y su labor de defensa.
;nbsp
Centro por la Justicia y Derecho Internacional (CEJIL)
Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (CMDPDH)
EQUIS: Justicia para las Mujeres
Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE)
Instituto Simone de  Beauvoir
Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio

miércoles, 17 de abril de 2013


Chihuahua, Chihuahua a 17 de abril de 2013


Premia la Suprema Corte de la Nación y ONU Mujeres un ensayo que documenta dos casos de mujeres de Chihuahua que lograron obtener justicia en el sistema acusatorio.

La Suprema Corte de la Nación anunció ayer que el  ensayo que obtuvo el primer lugar del concurso “género y justicia” fue un documento de 18 páginas escrito por Laura Aragón Castro, fundadora de la asociación civil Mukira, y colaboradora de Justicia para Nuestras Hijas. 

El ensayo  documentó cómo las abogadas del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (CEDEHM), con sede en Chihuahua,  lograron sentar precedentes en el sistema acusatorio (juicios orales) y obtener resoluciones favorables para dos mujeres víctimas de violencia, a través del ejercicio de la coadyuvancia y de una argumentación jurídica con perspectiva de género.

MODP, víctima de violencia familiar, sobrevivió a un intento de homicidio. El caso demostró cómo las reglas del sistema acusatorio, en el que Chihuahua fue pionero, permiten que las mujeres cuenten con abogadas de confianza, quienes pueden inconformarse con el ministerio público cuando consideren que este no actúa debidamente. Específicamente, señala el ensayo ganador “este caso documenta cómo un pequeño grupo de mujeres puede, a través del activismo judicial cuestionar y modificar los esquemas jurídicos tradicionales  al erguirse como sujetos procesales plenamente activos en el sistema acusatorio, e interponer amparos para modificar una resolución judicial, y lograr que se les reconozca su derecho y el de las víctimas a la participación activa y plena”.

El segundo caso documentado es la historia de RE, una mujer que se vio obligada a ejercer el derecho a la legítima defensa cuando su ex pareja intentó asesinarla. Inicialmente, RE había sido vinculada proceso y fue a la cárcel. El CEDEHM logró exponer de manera efectiva que los estereotipos de género tanto de la fiscalía como del juez, no  reconocieron  el derecho de Rosa Ema  a defenderse, como podría defenderse de cualquier hombre que llegara a su casa, a intentar asesinarla. En una segunda instancia, la organización logró que un magistrado ordenara la absolución inmediata de Rosa Emma, al considerar que había actuado en legítima defensa protegiendo su vida y la de sus hijos.

El ensayo ganador concluye “ante las insuficientes resoluciones favorables para las mujeres víctimas de violencias,  resulta imperioso documentar y promover sentencias  que demuestren que a pesar de la discriminación contra las mujeres, existen prácticas judiciales ejemplares e inspiradoras”.

Para mayor información comunicarse al correo info@mukira.org